Inicio Análisis político Columnista MPV 19 de Enero 2020 no se olvida…

19 de Enero 2020 no se olvida…

643
0

Ineficaz y sin argumentos la Justificación del Gobierno de Yucatán

Agradezco que el presente análisis es con la magnífica colaboración de un estimado amigo, el Maestro J.R.P.F.

Cabe señalar en principio que tanto la libre expresión de las ideas como el libre tránsito son derechos humanos protegidos constitucionalmente con máxima amplitud, y que los ciudadanos pueden ejercer en cualquier momento en forma individual o colectiva y es obligación del Estado garantizar su efectivo ejercicio y por el contrario evitar a toda costa la realización de cualquier acto que los menos cabe.

Ahora bien, situándonos en la marcha de protesta del pasado día domingo por qué tendría que haber colocado el gobierno estatal vallas metálicas y destacar elementos policiacos para impedir el libre tránsito de quienes se manifestaban y dirigiesen su marcha a la altura del centro internacional de congresos? Es claro que la inconformidad de los marchistas por los actos insensibles del gobierno traducidos en más impuestos, tal medida haya sido tomada como una franca provocación policiaca generada al colocar obstáculos para impedir que los ciudadanos continúen avanzando y puedan ser escuchados, lo que dió como resultado un enfrentamiento por la contención de la policía y la ausencia de justificación válida para ello; pues la orden contuntende a cumplir fue de no dejarlos avanzar.

  • ¿Cuál sería una razón válida para impedir el paso a quienes marchaban?
  • ¿Acaso el gobierno pretendía evitar que en el marco del primer informe de gobierno retumbaran los reclamos al ejecutivo estatal por la imposición de impuestos nuevos e incremento de los existentes?

¿Acaso no existen métodos de como controlar e incluso disuadir cualquier disturbio sin violar derechos humanos o ejercer en forma excesiva la fuerza del estado?

Se puede suspender temporalmente el paso de una vialidad por la ejecución de una obra pública o algún accidente etc. Y por ello desviar el flujo del tránsito hacia otras vialidades pero no poner barricadas de fiero y humanas, y mucho menos hacer uso de la fuerza o medios de disuasivos como los gases lacrimógenos.

Y para el caso, la autoridad estatal sostiene que el motivo fue un acto público del gobernador (1er. Informe de gobierno) que vale recalcar fue a puerta cerrada en un recinto que en su construcción ¿cumple con altos estándares de seguridad?.

Lo que nos permite concluir que la finalidad u objetivo del poder ejecutivo a través de su fuerza policiaca era impedir a toda costa que los manifestantes sean escuchados de forma libre y colectiva, aplacar a los ciudadanos que manifestaban su inconformidad en contra de un gobierno insensible y autoritario. Y al final temporalmente lo lograron pero por la fuerza no con la escucha, ni con el diálogo.

Pasa por alto el gobierno que unos marcharon y otros no, pero la inconformidad y malestar son generalizados y va en aumento. Han realizado un mal cálculo en la ejecución de sus actos de gobierno y les acarreara consecuencias políticas irreconciliables con los ciudadanos.

Y es que aún la afectación real a la economía de los ciudadanos todavía no la resienten, pues no han realizado pago alguno de los derechos e impuestos por lo que están inconformes. Lo que no acontece con el impuesto que este año se ha incrementado de manera desproporcional y que el ciudadano de Mérida ya lo resintió, y esto es algo que los tiene de manera objetiva, profundamente molestos. Que por cierto ambos gobiernos, estatal y municipal, son del mismo corte ideológico no hay que perderlo de vista.

Si a lo anterior le sumamos que para ese acontecimiento también contribuyeron los representantes de los ciudadanos al no tener sensibilidad en la aplicación de mayo, incremento de impuestos y de nuevos, ya que, hasta ahora ninguno se ha manifestado dando una clara y creíble explicación ¿acaso pudieron verificar como debe ser cual fue el presupuesto de los dos últimos años?. En el presupuesto siempre hay lo presupuestado, que es diferente al término del año que es lo ejercido, ya que ahí se contemplan los incrementos y ahorros que el gobierno federal dispersa a los Estados y con ello comparar lo que ahora está autorizado a principio de año, mismo que puede aumentar.

Por otro lado no hemos visto a ningún diputado local o federal, ó senadores en venir y apoyar a los afectados por los gases que fueron lanzados con toda alevosía y ventaja.