Inicio Análisis político Columnista MPV Consejo Nacional de Estudiantes

Consejo Nacional de Estudiantes

202
0
Compartir

La cita era a las 11 horas del sábado 6 de abril del 2019 en el Comité Directivo Municipal del Partido Acción Nacional, para la toma de protesta de los nuevos integrantes del Consejo Nacional de Estudiantes (CNE), la gran apuesta del PAN, para acercarse a las universidades y preparatorias del país, y así persuadir a los jóvenes a integrarse a la vida política de México.

Fueron muchos rostros nuevos los que integrarán el Consejo (2019-2020), y algunos rostros familiares que integraron el Consejo pasado. En las caras frescas se podía percibir una mirada de esperanza, de compromiso, de lealtad hacia sí mismos, hacia su comunidad.

Las miradas eran la de aquellas personas que están a punto de descubrir nuevas cosas, y en ellas, también se podía percibir, convencimiento. Su presencia allí, no era una improvisación, o una ocurrencia, era una acción concreta encaminada a perseguir y alcanzar aquello que ellos creen que es posible: dejar huella, lograr el cambio, incentivar la participación política de los jóvenes, mejorar su comunidad.

El presidente del Consejo, Francisco Cano, dirigió unas palabras a los demás integrantes, motivándolos a participar, y mandar un mensaje claro a la sociedad, que los jóvenes están, al pie del cañón, para seguir luchando y darle esperanza presente a la patria.

Aclaró también que, como todo equipo, podría llegar un momento en el que existan diferencias y se cometan errores, pero, que en la situación límite jamás se debe olvidar que divididos, serán fáciles de vencer, pero, unidos, son invencibles.

Al finalizar el evento, inició la ronda de fotos, de los integrantes del Consejo con las diversas personalidades políticas que se encontraban en el recinto y presenciaron la toma de protesta. Posteriormente, se tomó la fotografía oficial del Consejo Nacional de Estudiantes con sus 50 miembros.

Esperemos que este grupo logre incentivar la participación de los jóvenes en la política, que despierte el interés de los indiferentes, sacuda a los conformistas, y logre todos sus objetivos, así como también que siempre antepongan la unión del equipo, por encima de cualquier división por algún interés particular que lesione, o fracture la algarabía que se vive hoy en el Consejo.