Inicio Noticias Internacional Corresponsales de Reuters condenados a siete años de cárcel en Myanmar

Corresponsales de Reuters condenados a siete años de cárcel en Myanmar

450
0

Yangoon, 3 Sep (Notimex).- La justicia de Myanmar condenó hoy a siete años de prisión a dos corresponsales de la agencia Reuters al encontrarlos culpables de violar una ley colonial expedida hace 95 años.

Wa Lone y Kyaw Soe Oo violaron el Acta de Secretos Oficiales de 1923 por “obtener, juntar o publicar o comunicar a cualquier persona cualquier secreto oficial, documento o información”, determinó la corte con sede en Yangoon.

En veredicto disparó una condena internacional unánime contra el gobierno militar que aún rige en ese país detrás de su gobierno civil.

Es un nuevo revés al proceso de transición a la democracia de Myanmar, luego de que la semana pasada el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas señaló en un informe que existe evidencia suficiente para juzgar por genocidio a los líderes militares de este país.

La acusación contra los corresponsales de la agencia británica de noticias se basa en un reportaje sobre la matanza de 10 miembros del grupo étnico Rohingya sucedida en septiembre de 2017 en el norteño estado de Rakhine.

En diciembre, de acuerdo al veredicto judicial, los periodistas fueron convocados a un restaurante donde oficiales de policía les entregaron documentos que mostraban operaciones de las fuerzas de seguridad en Rakhine, lo que fundamentó la acusación.

Sin embargo el pasado abril un capitán de la policía testificó que el jefe policial Tin Ko Ko había ordenado poner a los periodistas una trampa entregándoles presuntos documentos secretos, que han servido para condenarlos.

Un reporte de Human Rights Watch afirma que tanto el gobierno militar como la administración civil han usado cada vez con mayor frecuencia normas legales para silenciar críticas contra ellos.

Luego de que en enero de 1948 Birmania, ahora Myanmar, obtuvo su independencia de Reino Unido, un gobierno militar se establece en marzo de 1962, el cual es reemplazado por otra ala militar en septiembre de 1988.

Es esta junta militar la que cambia el nombre de Birmania a Myanmar, y en mayo de 1990 llama a elecciones que gana Aung San Suu Kyi, pero sin que la junta militar entregue el poder.

En 1992 el general Than Shwe reemplza a Saw Maung como jefe de la junta militar de gobierno, sin que la situación se modifique sino hasta agosto de 2007, cuando el alza de 100 por ciento a los combustibles genera una amplia protesta.

En noviembre de 2010 se realizan elecciones, las primeras en 20 años, las cuales gana el partido Desarrollo y Unión Solidaridad, que goza del apoyo militar.

Una semana después de estos comicios Suu Kyi es liberada de su arresto domiciliario de años, y en enero de 2011 se instala el primer Parlamento en poco más de dos décadas.

En marzo de 2011 un gobierno civil sustituye a la junta militar, que sin embargo mantiene importantes cargos.

Un año después, en abril de 2012, Myanmar celebra sus primeras elecciones pluripartidistas desde 1990, en las cuales Suu Kyi gana un asiento legislativo postulada por la Liga Nacional por la Democracia.

En junio de 2012 se registran los primeros brotes de violencia que afectan a la etnia Rohingya, de credo musulmán. Esta violencia se mantendrá a partir de esa fecha.

En las elecciones de fines de 2015 la Liga Nacional por la Democracia gana la mayoría parlamentaria, lo que le da derecho a a escoger al próximo presidente, cargo que recae en Htin Kyaw, quien luego renuncia por motivos de salud.

En octubre de 2016 rohingyas que buscan mejores condiciones de subsistencia atacan puestos militares, lo que desata un operativo de limpieza étnica, el cual se recrudece a lo largo de 2017, con éxodo de miembros de este grupo hacia Bangladesh, situación aún irresuelta.