Inicio Análisis político La neta del planeta ¿Un pacto con la delincuencia? … posible o imposible

¿Un pacto con la delincuencia? … posible o imposible

402
0
alt

 

A la mente llegan las declaraciones del ex gobernador Sócrates Rizzo quien mencionó los pactos con el narco durante décadas que según, funcionaron. ¿Son malos los pactos?. ¿Acaso somos tan ingenuos los ciudadanos como para sorprendernos de dichas revelaciones?. La delincuencia organizada genera millones de pesos o de dólares en ganancias, ¿acaso el sistema político es inmune a dichas prerrogativas?.

Hoy la gente muere impunemente, no hay castigos para los responsables. Lo que sí hay, es una guerra contra el narco, que para el gobierno es una que van ganando; en contraparte para la sociedad, es una en la que México va perdiendo.

Javier Sicilia habla en su calidad suprema de padre, aunque su dicho tiene alto contenido de analista de uno de los medios más influyentes del país: la Revista Proceso. Junto a sus amigos, Luis Antonio y Julio César Romero Jaimes, Gabriel Alejo, Álvaro Jaimes y Socorro Estrada gente de sociedad pensante afirma: “no se puede ignorar que la delincuencia organizada está conviviendo con la sociedad mexicana. “Hay que buscar un mal menor. Nosotros estamos poniendo la guerra, la muerte y la angustia, y (Estados Unidos) sigue metiendo armas, no han bajado los índices de la droga, ni del consumo, ni del costo”, afirmó. “El narcotráfico sigue. A los Estados Unidos no les importa, no nos están ayudando en nada. Las mafias están aquí, pues pactemos. Ahí están sus corredores, por mí que inunden a Estados Unidos de droga. ¿Por qué tenemos nosotros que estarle protegiendo las espaldas?”, dijo Sicilia. “Hablemos claro otra vez: ahí están, tenemos que convivir con ellos. Y si no están haciendo bien la guerra, pues vamos a los pactos. Las guerras terminan en pactos al final de cuentas. Cuando se acaban de destrozar y destrozar a la humanidad, terminan en pactos. Y esto va a terminar en un pacto, tarde o temprano”. “Hago un llamado a los miembros del crimen organizado de retomar sus códigos.”
“Oigo la entrevista del Mayo Zambada (realizada por Julio Scherer el año pasado) y veo a un hombre que tiene cierto sentido de las cosas, pues sus perros no, no los están controlando, a sus demonios. A esa conciencia, a esa humanidad, a esa cosa que piensa todavía y que dice cosas coherentes, a esos es a los que les estoy diciendo párenle, vuelvan a sus códigos”, apuntó.