Inicio Análisis político Alejandro López Munguía La Vicefiscalía Estatal Anticorrupción desde su creación no ha encerrado a ningún...

La Vicefiscalía Estatal Anticorrupción desde su creación no ha encerrado a ningún corrupto en Yucatán.

416
0

La vicefiscalía estatal anticorrupción desde su creación no ha atrapado a ningún corrupto a pesar de haber tantas evidencias públicas de la corrupción en varias áreas del gobierno de Rolando Zapata Bello.

La Vicefiscalía Estatal Anticorrupción es considerada un elefante blanco, una referencia de la enorme burocracia que se creó a calor de una efervescencia por dar respuesta concreta, a tanto repudio ciudadano a la corrupción que desde el gobierno se generó durante el periodo de Rolando Zapata Bello.

Lo cierto es que desde su creación en 2017, la dependencia no ha procesado a ningún corrupto. Creada precisamente para combatir la corrupción y procesar a los funcionarios que robaron, traficaron con influencias, desviaron recursos, y más, no ha logrado “llenarle el ojo a la sociedad”.

Esta vicefiscalía anticorrupción es como un tiburón sin dientes, que no genera miedo a ningún corrupto. Pareciera ser que fue creada para simular un combate a la corrupción.

La administración de Mauricio Vila Dosal denunció a diversas áreas de la pasada administración de Rolando Zapata Bello y hasta ahora, no se tiene conocimiento de avance alguno en las investigaciones. Y aunque el mandatario panista ha declarado que recibió un estado financieramente “quebrado”, los imputados andan libres por allí.

Proveniente de la Comisión de los Derechos Humanos, Enrique Goff, es como un fantasma que no espanta a ningún corrupto. La vicefiscalía no genera certidumbre y sí muchas dudas. Esta dependencia es la referencia de la desconfianza. Se piensa entre la gente, que fue creada para lavarle la cara al gobierno priísta de Zapata Bello, de hecho, la misma integración del Comité de Participación Ciudadana que funciona como órgano colegiado dentro del Sistema Estatal Anticorrupción estuvo viciado de origen, por la incorporación de dos familiares.

Vale la pena retomar la discusión sobre el papel de esta instancia y valorar se le de autonomía. La Coparmex ha insistido en esto desde siempre. Ojalá los diputados del Congreso del Estado lo impulsen fuerte, porque la población ya está harta de mantener esta burocracia que por sus resultados es ineficiente, ineficaz e inoperante.