Inicio Análisis político Columnista MPV Mauricio Vila, en la encrucijada.

Mauricio Vila, en la encrucijada.

1144
0

Por: Nahum Chuil López

Protestas contra los gobiernos estatales siempre ha habido en Yucatán, es la naturaleza del poder político dejar sectores sociales poco o nada satisfechos con su condición, y ello los impulsa a manifestar su descontento.

No obstante, en la historia reciente de Yucatán, no hay registro de un incidente de la magnitud del acontecido ayer, en el que alrededor de cinco mil personas salieron a manifestarse en contra del incremento insensible de impuestos impulsado por el gobierno del estado y secundado por los no representantes del pueblo que hacen como que trabajan en el congreso local.

En pleno uso del derecho a la libertad de expresión, fundamento de la democracia, el pueblo yucateco parece estar despertando de su letargo.

Esto lo sabe Mauricio Vila y tomó cartas en el asunto. Sin tino político, por no decir insensibilidad, decidió que era más fácil reprimir; utilizar la fuerza para amedrentar y abrir viejas heridas en la conciencia colectiva mexicana que detuvieran con el dique del miedo la ola de indignación popular ante el incremento desmedido de los impuestos.

Hoy, un día después, tuvo la oportunidad de rectificar su postura, de congraciarse con el pueblo que lo llevó al poder, porque no fueron los grupos empresariales a quienes diario escucha e informa. Sin embargo, tozudo, con talante autoritario, se aferra a la nada factible hipótesis de la provocación partidista para boicotear su gobierno.

Ensoberbecido, negándose aún a creer que las aguas están bravas por la sola fuerza de sus manos, Mauricio Vila ha tenido un duro revés no ya para sus lejanas aspiraciones presidenciales, sino para los cinco largos años de gobierno que le restan, los cuales, si el panorama sigue igual, serán de permanente choque contra el pueblo, son importar lo que digan los medios de desinformación locales.

Asimismo, su decisión le ha llevado a entregarse en bandeja de plata ante Renán Barrera, quien ha sido el único beneficiado de su partido por la situación de ayer. Sin mover un solo dedo más que para tuitear, Barrera Concha se encamina a consolidar su carrera hacia la gubernatura de Yucatán.

A pesar de todo, Mauricio Vila aún está a tiempo de encarrilar nuevamente su gobierno y dar un giro a su concepción política, atendiendo el llamado del pueblo que ayer salió a manifestarse libremente.