Inicio Noticias Economía en Yucatán ¿Qué activos se pueden negociar en línea?

¿Qué activos se pueden negociar en línea?

960
0

Hoy en día estamos en plena era de la tecnología; una actividad que antaño era relacionada con una clase media alta intentando pasar a la clase alta, a fuerza de gritos ante un teléfono, hoy se relaciona más con el comercio electrónico y la inversión a distancia.

En México y otros lugares de Latinoamérica, actividades como el Forex y el comercio de criptomonedas es muy popular y cada vez se introduce más el trading con acciones y con bonos.

Esta actividad está lejos de ser sencilla, pero bien hecha puede generar grandes retornos. Algo que alimenta la creciente introducción en el trading, es la gran variedad de activos comerciales que se pueden negociar.

Activos que se pueden comerciar usando CFDs

Los CFDs son herramientas que te permiten invertir en activos sin que los mismos te pertenezcan en realidad. Es decir, no se emite ningún certificado de compra cuando abres una posición; sino que se genera una orden que hace seguimiento al precio de un activo específico. Si tu predicción es acertada, ganarás un porcentaje del Spread del activo. Ganancia que puedes magnificar con apalancamiento. Puedes hacerlo desde easyMarkets u otros brókers que acepten traders mexicanos.

Con CFDs puedes negociar sobre el precio de:

     Acciones

     Índices

     Bonos

     Materias primas (Petróleo, madera, productos agrícolas)

     Productos.

     Divisas

     Criptomonedas.

     Metales preciosos (Oro, plata, platino)

En fin, cualquier activo cuyo precio sea tasable en el mercado internacional puede ser usado como activo de inversión en las CFDs.

Cada activo tendrá una comisión diferente y un nivel de apalancamiento variable, que también dependerá de las políticas del bróker que elijas y las normas de cada país.

Activos que se pueden comerciar sin CFDs

Existen además, los bancos y bolsas te permiten comerciar directamente con los activos; esto es, comprar acciones y ser el dueño para luego venderlas o recibir un dividendo anual dependiendo del valor real del activo.

Esto, es posible gracias a que la tecnología ha abierto canales directos con los fondos de liquidez, además que ha permitido la monitorización del comportamiento de los mercados desde la comodidad de tu hogar.

Con esta modalidad puedes comerciar con Acciones, bonos, letras de cambio, o cualquier activo que sea emitido por las empresas.

También por este medio tienes acceso al mercado de futuros, que también está disponible para CFDs, pero en este caso, inviertes en una empresa emergente real que puede traerte grandes ganancias a largo plazo.

Fuera de las CFDs también puedes comprar y vender criptomonedas usando una cartera digital. Algunas como Uphold tienen plataformas que te permiten usarlas como si fueran brokers, pero con la diferencia de que tu serás el dueño de los activos.

Del mismo modo, puedes comerciar con minerales y metales preciosos sin CFD.

Ventajas y desventajas de las CFDs

Las CFDs como método de trading tienen ciertas ventajas y desventajas que vale la pena señalar. Entre las ventajas tenemos la gran variabilidad y los bajos precios de compra. Los CFDs, al usar fondos colectivos, permiten invertir en un activo específico con a una fracción de su precio real.

Como desventaja tienen el alto riesgo de perder dinero, incluso cuando los precios suben; todo dependerá del tipo de posición que abriste. Otra ventaja es que puedes usar herramientas de gestión de riesgo mucho más eficientemente.

Finalmente, las CFDs te permiten un mayor apalancamiento que los bancos y bolsas de valores.