Inicio Noticias Ciencia y tecnología Startup mexicana cultiva hongos y produce biomateriales industriales

Startup mexicana cultiva hongos y produce biomateriales industriales

150
0

Empresa Radial de Jalisco produce biomateriales a partir del cultivo de hongos en laboratorio

 

NOTIPRESS.- Radial Biomateriales, una startup mexicana fundada en Jalisco por Amador Duarte GonzálezRodrigo Martín BarrientosRicardo Muttio Limas y Daniel Díaz Tazzer, cultiva hongos en un laboratorio y a partir de un proceso, los convierte en biomateriales con capacidades de uso industrial. Previo a la etapa empresarial, sus fundadores y un grupo de estudiantes universitarios, exploraron mediante la figura de un colectivo, investigaciones cuyo objetivo se centraba en mejorar dinámicas domésticas para producir alimentos en casa o la gestión del agua a partir de la utilización pluvial. En 2018, los cuatro estudiantes y amigos convirtieron el proyecto en una firma de creación de productos biomateriales a partir del uso de hongos.

Fue durante la universidad, cuando inició el proyecto de un “kit de seta casero”, el génesis del descubrimiento: los residuos de los hongos tenían características de solidez y al mismo tiempo eran livianos. Esto llevó a los emprendedores a pensar en el cultivo de hongos para producir biomateriales dirigido a distintos fines. El nombre de la empresa deriva de la forma en que crecen los hongos desde el centro y en circunferencia, explica Martín. Entre los productos resultantes, la biofabricación posibilitó crear materiales para empaques y embalajes, un sustituto del unicel. Además, MDF (medium density fibreboard o fibras de densidad media) de uso industrial y un cuero crecido en laboratorio.

Rodrigo Martín Barrientos, socio responsable de finanzas, contó a NotiPress, en sus inicios, el proceso para generar los biomateriales fue muy rudimentario. Comenzaron con pruebas en una olla exprés y con ello producían el biomaterial en las cocinas de los departamentos de los socios fundadores. Ya en 2020, cuentan con un laboratorio de microbiología y mediante un reactor pueden procesar alrededor de 20 veces más por ronda. Además, el centro de producción en Zapopan, tiene las capacidades y experiencia de producir a escala industrial de biomateriales. La etapa de investigación fue de dos años y en 2020; Radial comenzó labores comerciales, promocionando y logrando las primeras ventas, concentrándose en el desarrollo de piezas a la medida para productos de empaques y embalajes, orientadas a la protección de mercancías.

La tecnología de Radial se encuentra en el proceso de registro de patentes. La startup cuenta en 2020 con siete colaboradores. Sobre el futuro de esta tecnología, el socio fundador explica, “sabemos que la cultura biomaterial apenas va iniciando, sobre todo en Latinoamérica y México” y con ello los emprendedores destacan, hay oportunidades para crear este tipo de innovaciones en América Latina. Además, su modelo de negocios basado en economía circular utiliza residuos agroindustriales de la región para la elaboración de los biomateriales. La integración del uso de hongos y residuos agrícolas otorga la ventaja de un producto libre de huella de carbono y al final de la vida útil se reintegran al suelo, cerrando el ciclo.

Estos antecedentes de innovación ganaron algunos premios. En 2019, Fedex reconoció a la startup mediante el galardón del concurso “Crece tu pyme“. También el mismo año, la Secretaría de Innovación Ciencia y Tecnología de Jalisco les otorgó un premio en la categoría de tecnología. Por su parte, Martín compartió con emoción el reconocimiento de History Channel mediante el programa Una idea para cambiar la historia. Esto les permitió un lugar para enviar al espacio entre octubre y noviembre de 2020, los biomateriales fabricados por Radial a la estación aeroespacial mexicana de la Agencia Espacial Mexicana (AEXA) y así poder analizar su comportamiento durante un año

De cara al crecimiento, la startup Radial dio sus primeros pasos a partir del financiamiento propio de sus socios, luego recurrió al capital conocido como el de las FFF (friends, family and fools). El siguiente paso consistió en un financiamiento mixto; a partir de un fondo gubernamental no reembolsable, aportaron capital de forma igualitaria. Asimismo, el empresario anticipó, ya trabajan en crear las condiciones para crear una ronda de inversión seed (capital semilla) para un escalamiento industrial en los cultivos de hongos y producción de biomateriales.