Inicio Noticias Nacionales López Obrador rescata ideas de Chávez para aparcar a la OEA

López Obrador rescata ideas de Chávez para aparcar a la OEA

286

En febrero de 2010, se celebró la Cumbre de Unidad en la Riviera Maya y en diciembre de 2011 se formalizó en Caracas la cumbre fundacional de la Celac, tal como recordó este sábado el presidente Nicolas Maduro.  

En 2020, la Administración de Bolsonaro se retiró temporalmente y durante una década el organismo apenas ha tenido protagonismo hasta que el Gobierno mexicano lo rescató. 

DEFENSA A REVOLUCIÓN CUBANA  

El protagonismo dado al presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, en el desfile militar del bicentenario de la independencia de México del pasado jueves es considerado en México como un hecho sin precedentes. 

Mientras Díaz-Canel se explayaba contra el embargo y Estados Unidos, López Obrador defendió la revolución cubana sin ninguna mención a la violación de los derechos humanos o que no haya habido elecciones libres y democráticas en seis décadas. 

«Si esta perversa estrategia lograse tener éxito -algo que no parece probable por la dignidad a que nos hemos referido-, se convertiría en un triunfo pírrico, vil y canallesco. En una mancha de ésas que no se borran ni con toda el agua de los océanos», dijo el mandatario mexicano en relación a la política de EE.UU. hacia Cuba. 

«Podemos estar de acuerdo o no con la Revolución Cubana y con su Gobierno, pero el haber resistido 62 años sin sometimiento es una indiscutible hazaña histórica», dijo López Obrador. 

Mientras Díaz-Canel escuchaba a López Obrador como invitado de honor en primera fila, el nuevo embajador de Estados Unidos en México, Ken Salazar, permanencia en última fila en una tribuna de invitados al desfile. 

INTEGRACIÓN A LA EUROPEA  

Para sustituir a la OEA, el presidente mexicano propone la necesidad de «construir en el continente americano algo parecido a lo que fue la comunidad económica que dio origen a la actual Unión Europea». 

Agregó que este ideal sería posible si se llega a acuerdos sobre tres cuestiones básicas: la no intervención y la autodeterminación de los pueblos, la cooperación para el desarrollo y la ayuda mutua para combatir la desigualdad y la discriminación. 

El respaldo a la Celac, frente al papel de la OEA, estuvo reflejado en la importancia de la presencia del presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, y de los mensajes por video de apoyo remitidos por el presidente de China, Xi Jinping, y del secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres. 

En un momento de pugna internacional entre Estados Unidos y China, el presidente chino destacó en su mensaje a la Celac que es un hito el papel de esta organización «en el proceso de integración regional». 

Xi reiteró su ofrecimiento de ayuda a Latinoamérica para la recuperación económica de la región por los efectos de la pandemia cuando desde EE.UU. se ve con suspicacia la creciente influencia china en la región.