Inicio Noticias Nacionales Realizan foro “Los resultados de la ENIGH 2020 sobre la movilidad social...

Realizan foro “Los resultados de la ENIGH 2020 sobre la movilidad social en México”

382

Necesario, revisar estructura tributaria del ISR porque es sumamente regresiva: diputado Ramírez Cuéllar
Importante, generar condiciones para crear empleos: diputada Pérez Segura

 

El coordinador del Grupo de Trabajo para la Transición Hacendaria, diputado Alfonso Ramírez Cuéllar (Morena), subrayó la necesidad de revisar de manera profunda la estructura tributaria del Impuesto Sobre la Renta de personas físicas, porque “es sumamente regresiva y afecta de forma severa a sectores de la clase media”. 

Lo anterior, en el foro Los resultados de la ENIGH 2020 sobre la movilidad social en México, en el cual el presidente de la Junta de Gobierno del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), Julio Alfonso Santaella Castell, presentó los resultados de la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH) 2020.

El diputado afirmó que se debe revisar ese esquema para quitar el carácter regresivo. “Queremos que la desigualdad disminuya en la medida que todos prosperemos”. Añadió que México es uno de los países con mayor gasto de bolsillo en cuestiones médicas, por lo que es necesario también analizar este tema junto con los ingresos.

El reto, estimó, es alcanzar mayores niveles de bienestar y los resultados de la encuesta permitirán romper inercias, impulsar nuevos cambios en las políticas públicas, fortalecer los ingresos de las familias, así como atender con mayor fuerza a la gente en condición de pobreza y los sectores medios del país.

Señaló que la ENIGH 2020 debe valorarse por todos los órdenes de gobierno y el Poder Legislativo, a fin de romper inercias, adecuarnos a las necesidades y reconstruir la unidad entre los sectores más pobres y la clase media

Ramírez Cuellar comentó que los resultados mostrados concluyen la necesidad de impulsar políticas públicas extraordinarias para tiempos extraordinarios, lo cual será un reto en los siguientes años. 

​Enfatizó la importancia de establecer una nueva política en materia de cuidados, garantizando el presupuesto para ello, así como lo relativo en salud, ya que hay un pendiente debido a la pandemia. “Los próximos meses o años el financiamiento al sistema de salud debe ser la gran prioridad”. 

Por su parte, la diputada Laura Imelda Pérez Segura (Morena) consideró que no se debe atribuir el retroceso de algunos de los indicadores únicamente al contexto de la pandemia, por lo que se debe revisar el tema de ingresos y del presupuesto requerido, pero con miras a propuestas legislativas. 

“No todo es malo, se puede ver cómo los resultados de los programes sociales han amortiguado la caída, lo que debe continuar con la generación de condiciones óptimas para crear empleos. Aún falta mucho por trabajar, el incremento de 40.5 por ciento del gasto en salud hace ver que los mexicanos tuvieron que desembolsar más en comparación con el 2018”, sostuvo.

Intervención inicial del titular del Inegi

 Al presentar los resultados de la ENIGH 2020, el presidente del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, Julio Santaella Castell, explicó que en promedio, por trimestre, el ingreso total por hogar fue de 50 mil 309 pesos, lo que es una disminución del 5.8 por ciento en el ingreso corriente del 2018; sin embargo, explicó, el 2020 fue el año de la pandemia, en el cual el PIB tuvo una caída del 8.5 por ciento. “Cerca de 12 millones de personas dejaron de estar ocupadas”

Agregó que 32 mil 106 pesos en promedio, es decir 64 por ciento de los ingresos totales de los hogares, provienen del trabajo, el cual tuvo una caída de casi el 11 por ciento en estos dos años, aunque hubo un incremento en las transferencias de 8.3 por ciento en el mismo lapso, que equivale a alrededor de 8 mil 900 pesos, pero es insuficiente para compensar la caída en los ingresos por trabajo, además que casi la mitad de estos recursos, 4 mil 300 pesos, es por jubilaciones y pensiones, lo cual creció 15 por ciento. 

En el ámbito urbano, donde reside el 78 por ciento de los hogares, hubo una caída del ingreso corriente total promedio del 8 por ciento, mientras que en el rural, donde está el 22 por ciento de los hogares, hubo un crecimiento, mientras que en ingresos personales, una persona puede tener cerca de 19 mil 500 pesos por trimestre, lo cual baja a 13 mil 700 pesos en caso de tener discapacidad, pero si esta complica el lenguaje, el ingreso trimestral personal es solo de 9 mil 500 pesos.

Puntualizó que la brecha de ingresos entre mujeres y hombres aún se mantiene, aunque aceptó que se ha reducido un poco, pero con importantes diferencias cuando es una persona del sector indígena, quien tiene un ingreso promedio de 10 mil 200 pesos trimestrales

“En términos de gasto monetario corriente hubo una caída de casi el 13 por ciento, excepto el destinado a salud, el cual creció en poco más del 40 por ciento (medicamentos, consultas, análisis clínicos, hospitalizaciones por su cuenta) lo cual se esperaba en tiempos de pandemia”, precisó.

Especialistas

Alejandra Macías, del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP) AC, puntualizó que en 2018 se tenía registrada una afiliación a sistemas de salud de 102.1 millones de personas, mientras que ahora son 87.4 millones de personas. Con el Insabi hay una caída de 18 millones de personas que reportan no estar afiliados a ningún subsistema. 

El especialista en Desarrollo Social con Equidad, del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY), Rodolfo de la Torre García, señaló que se requiere una reforma fiscal e impulsar una política pública más ambiciosa para reforzar los sistemas de salud y educativo, y atender los problemas de pobreza, porque cubrir estas necesidades será difícil lograrlo con una economía que ha sido severamente lastimada. 

El director de Investigación de OXFAM, Diego Vázquez Pimentel, estimó necesario pensar en mayores apoyos para resolver la caída de los ingresos e impulsar políticas públicas para reinsertar a miles de mujeres que perdieron sus empleos. Añadió que después de la pandemia habrá tres millones más de personas en situación de pobreza, por lo que es necesario tomar medidas para mejorar la política pública en esta materia.  

Máximo Ernesto Jaramillo Molina, cofundador del proyecto Gatitos por la Desigualdad, dijo que en los hogares de los primeros cinco deciles hubo una disminución de los ingresos, mientras que aumentaron los de los deciles más altos. Refirió la importancia de fortalecer las políticas sociales y que sean parte de los derechos, pero sin que sean dádivas ni generen dependencia del Estado.

 

 

 

Boletín de prensa