Inicio Noticias Medicina Sector privado considera un deficiente desempeño del sector salud ante la pandemia

Sector privado considera un deficiente desempeño del sector salud ante la pandemia

205

Información del presupuesto de egresos resulta problemática en tema de claridad, agregaron

 

NOTIPRESS.- Cifras del Presupuesto de Egresos 2021 indicaron, los recursos aprobados para la secretaría de salud y sistema de salud en general registraron aumentos de 9.3% y 1.3% respectivamente. En ese sentido, el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) llevó a cabo un análisis del desempeño del sector salud, así como su papel en la crisis sanitaria. Según su comunicado, consultado por NotiPress, la información del gasto gubernamental para atender la pandemia permanece opaca en los informes de finanzas públicas, motivo por el cual se complica determinar su efectividad.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), en 2020 la población afiliada al Instituto de Salud para el Bienestar (INSABI) fue de 26.9%. Ello representa un déficit de 18 millones de personas frente al porcentaje de 42.1% al cierre del 2018. Al respecto los especialistas informaron, este resultado difiere de los pronósticos en el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2021 (PEF 2021), donde autoridades señalaron que las personas afiliadas al Seguro Popular continuarían con sus servicios de salud bajo el nuevo esquema.

Con respecto al Seguro Popular, el CEESP lo considera un sistema que anteriormente funcionaba de manera razonable, con atención y medicamentos para familias sin la opción de escoger otro servicio. Sin embargo se encontraba lejos de ofrecer las condiciones óptimas de salud, y el gobierno decidió desmantelarlo frente a la posibilidad de mejorar su servicio. Por tal motivo, este Centro considera su desaparición como una de las principales razones detrás del aumento de la pobreza en México entre 2018 y 2020. Si bien las autoridades indicaron, el INSABI se fundó como órgano descentralizado con objeto de brindar servicios de salud gratuitos y suficientes en materia de salud pública, su creación fue precipitada y no siguió prácticas adecuadas.

El fortalecimiento del servicio de salud debe ser prioritario entre las políticas e iniciativas del gobierno ante la crisis sanitaria y económica generada por la pandemia de Covid-19. Si las deficiencias persisten, las consecuencias sociales y sanitarias incrementarán y el desarrollo de capital humano se verá limitado, con afectaciones directas sobre la creación de nuevos empleos y recuperación económica. Especialistas del sector privado resaltaron la importancia del crecimiento económico como factor de prevención para la pobreza, la cual ha sufrido más dificultades en la pandemia. El CEESP concluyó, “el desempeño del sector salud no está a la altura de las circunstancias, y el control de la pandemia se mantiene lejos de ser una realidad”.