Inicio Análisis político Enrique Vidales Ripoll SEGEY no tiene palabra. no vuelve a surtir productos de sanitización y...

SEGEY no tiene palabra. no vuelve a surtir productos de sanitización y limpieza.

1146

El pasado 10 de agosto la Secretaría de Educación Pública de Yucatán (SEGEY) dio a conocer, con bombos y platillos, la adquisición millonaria de insumos para repartir en las escuelas ante el retorno seguro que anunciaba inminente. Sin embargo, en las redes sociales los maestros exhibían la triste y miserable realidad que era lo que realmente se entregaba en las escuelas. Aunque es muy cierto que en años anteriores la autoridad educativa no entregaba esos recursos, la ocasión sin duda lo ameritaba para garantizar la limpieza y protección de la comunidad escolar.

El sentir de los maestros expresado en las redes lo compartimos en los términos que los propios maestros lo expresaban en ellas: Miserable el apoyo de la SEGEY para limpieza de las escuelas. Gente cercana al Br Liborio Vidal cuestionaron las apreciaciones manifestadas en aquella ocasión para afirmar que ese apoyo era el primero de los que cada mes se iban a estar entregando.

Sin embargo, a la fecha a casi dos meses de esa entrega, la «miseria» de insumos que las escuelas recibieron no se volvieron entregar, por lo cual resulta ser una fake news el compromiso de la SEGEY de que en las escuelas no iban a faltar los insumos de sanitización y limpieza que son necesarios para este tiempo de contingencia sanitaria.

Lo que es muy cierto es que el virus del covid ronda en las escuelas yucatecas. A lo largo de los casi dos meses hay escuelas que han cerrado grupos y retirado a personal administrativo y docente por contagiarse del sars-cov-2. Lo que va en contrasentido de la norma establecida por la estrategia para el retorno seguro a clases que determina que las escuelas no deberían cerrar.

Pero ¿qué se puede hacer cuando es claro que las autoridades no cumplen su palabra y abandonan a los maestros sin garantizar la seguridad y la salud de los alumnos, especialmente de los niños no vacunados?

En el ámbito educativo se tiene la percepción de que para el secretario de educación la prioridad es sin duda construir la base y operación electoral para asegurar alguna aspiración para el 2024. Ha estado muy activo visitando escuelas y reuniéndose con diversos actores políticos magisteriales como los líderes sindicales que, por cierto, no cuentan con buena percepción entre los maestros por estar «…vendidos al gobierno y no representar los intereses de los trabajadores»

Hasta ahora no hemos visto a ninguno de los representantes sindicales hacer un planteamiento serio y contundente para exigir que la SEGEY cumpla con su palabra y dote mensualmente, como lo prometió, de los insumos de limpieza y sanitización. Ellos también han abandonado a los maestros agremiados que sufren día a día la incertidumbre del contagio y el riesgo de una enfermedad que es mortal aún al estar vacunados.

Por considerar la importancia de la educación los maestros han tenido que usar propios recursos para adquirir esos insumos. Conscientes de que lo importante es cuidarse a sí mismos para proteger a los alumnos, no han tenido más remedio que adquirir esos productos que deberían ser abastecidos por el patrón, es decir, por la SEGEY.

¿Pero qué se puede pedir cuando la prioridad no es la garantía de seguridad a la integridad física de los docentes sino construir una operación y plataforma política para el 2024?