Inicio Noticias Ciencia y tecnología Trámites electrónicos ante el gobierno mexicano, una mejora regulatoria en expansión

Trámites electrónicos ante el gobierno mexicano, una mejora regulatoria en expansión

1483

 

Uno de los compromisos en la administración pública del gobierno mexicano desde hace ya varios años atrás es el mejoramiento de los trámites burocráticos. Sobre todo, por la complejidad que en la percepción del mexicano común se tiene sobre el engorroso aparato burocrático, lento y sobresaturado de la administración pública que generan desconfianza e incertidumbre en los procedimientos y sus requisitos, documentación y pasos a seguir.

Primero se le llamó «simplificación administrativa«, hoy «mejora regulatoria«. Ambas ideas nos llevan a considerar el mejoramiento de los procedimientos burocráticos para el trámite de las diferencias procedimientos en la administración pública en los tres niveles de gobierno, federal, estatal y municipales.

Con el advenimiento de la tecnología global y la cobertura de la Internet, se fue expandiendo la idea de consolidar las herramientas de la telecomunicación para ser aplicada en la administración pública. Esto ha permitido que muchos trámites ya pueden ejecutarse desde la comodidad de una conexión de internet sin importar el lugar en donde uno se encuentre.

Esto aplica de manera muy amplia para los mexicanos o cualquier otro interesado con interés jurídico para emprender un trámite desde cualquier parte del mundo. Lo que expande el ejercicio de los derechos y obligaciones, especialmente de los mexicanos que se encuentren en el extranjero.

Si deseas conocer más sobre la diversidad de procedimientos puedes consultar la página https://citasytramites.mx/ que da a conocer un catálogo de trámites electrónicos que se pueden ejecutar desde la Internet. Igualmente se puede consultar las páginas de los gobiernos estatales, así como de algunos municipios mexicanos, que mantienen a la vista la opción de trámites en línea.

En estos tiempos, que estamos viviendo una situación extraordinaria por la contingencia sanitaria producto de la aparición y propagación del nuevo virus SARS-Cov2, o mejor conocido como Covid-19, con las indicaciones de mantener un distanciamiento social, el uso de las herramientas de telecomunicación se ha afianzado y consolidado ya no como la alternativa sino como la solución para evitar la aglomeración en las dependencias gubernamentales.

Aunque hay voces que hacen la crítica de que aún la cobertura de la Internet no es tan amplia para llegar a todos los rincones del país, especialmente en las comunidades rurales y marginadas, es también muy cierto que hay un avance muy significativo en el uso de estas tecnologías de telecomunicación administrativa. Lo que contrae en paralelo la necesidad de los usuarios para contar con las habilidades de operativas digital básicas para aplicar de manera correcta y pertinente los procedimientos de trámites en línea.

Esto derivado a que se necesita en algunas ocasiones, para cumplir con determinado procedimiento en línea, contar con la firma digital oficial o envío de documentos comprobatorios ya sean en fotografía o escaneados; o por lo menos, saber cómo funciona la navegación en las páginas del trámite, comprender los conceptos de campos e instrucciones que tienden a ser genéricos y estándares en su aplicación.

Independiente de esta necesidad de contar con una cultura y conocimiento digital, la expansión de la conectividad global abre a la administración pública una extensa oportunidad de mejorar su trabajo burocrático, ofreciendo al ciudadano sistemas de trámites en línea eficientes y eficaces.