Inicio Noticias Nacionales Ventas de vehículos ligeros registran cifras bajas no vistas desde 2010

Ventas de vehículos ligeros registran cifras bajas no vistas desde 2010

210

En adelante siguen existiendo condiciones adversas para la venta de automóviles ligeros dada la debilidad de la demanda interna

 

NOTIPRESS.- Según cifras de noviembre 2021, la venta total de vehículos ligeros vuelve a contraerse y reporta cifras históricamente bajas con respecto al mismo mes desde 2010. La escasez de chips semiconductores y la debilidad de la demanda interna en México son las principales limitantes del crecimiento en las ventas.

Con información del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en la economía mexicana, la venta total al público de vehículos ligeros correspondientes a noviembre 2021 reportó 82 mil 829 vehículos de estas características. Esta cifra, resulta más baja en cuanto a las ventas de este tipo de automóviles desde el mismo mes de 2010. A tasa anualizada resultó también el mayor retroceso desde 2009 (excluyendo 2020) con 13.46%.

Banco BASE, al realizar una comparación con respecto a su nivel prepandemia (noviembre de 2019), da cuenta de que las ventas automotrices se ubican 33.63% por debajo de los registros de entonces. Además los analistas de esta institución aseguran que, en adelante, siguen existiendo condiciones adversas para la venta de automóviles ligeros. Ello dada la debilidad de la demanda interna y las afecciones en la cadena de producción automotriz.

Entre los factores más importantes que limitan el crecimiento del sector automotriz sin una rápida resolución a la vista esta la escasez global de microchips en el mundo. Este problema se desarrolló durante los primeros meses de la pandemia, cuando las ventas de vehículos cayeron en todo el mundo. Al mismo tiempo, para satisfacer la demanda de consumo en las casas y el aumento del trabajo remoto se necesitaron mayor número de estos semiconductores para aumentar el volumen de producción de tabletas electrónicas, computadoras y pantallas.

La combinación de factores desembocó en severos cuellos de botella en la producción de automóviles ligeros cuya demanda se ha recuperado mucho más rápido que las capacidades de la producción para satisfacerla. Por otro lado los altos costos de las materias primas también han repercutido en la menor producción de vehículos ligeros. Esto, pues el costo de su producción se ha incrementado considerablemente al compararlo con los niveles de comienzos de la pandemia por Covid-19.

Vale recalcar, la industria automotriz representa 3% de la producción económica en todo el mundo y en países como México o Alemania esta proporción del total es mucho mayor. De manera que la desaceleración histórica en cuanto a la venta de automóviles ligeros en México puede generar severos problemas en la economía en general que tarden tiempo en recuperarse.