Inicio Noticias Internacional Al menos 800 muertos por ataques de paramilitares sudaneses en Darfur, según...

Al menos 800 muertos por ataques de paramilitares sudaneses en Darfur, según ACNUR

247

Ginebra, 10 nov (EFE).- Al menos 800 personas han muerto en Ardamata, una localidad próxima a El Geneina, capital del estado sudanés de Darfur Oriental, como resultado de varios ataques perpetrados por el grupo paramilitar Fuerzas de Apoyo Rápido (FAR), informó hoy la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

El organismo aseguró que estas muertes se produjeron en los últimos días, después de que los grupos paramilitares tomaran el control de esta área de Darfur tras la retirada del Ejército sudanés.

Según la agencia humanitaria, Ardamata albergaba también un campo de desplazados internos, donde cerca de 100 refugios fueron arrasados y se saquearon cargamentos de ayuda humanitaria.

Además de la tragedia que suponen las muertes denunciadas, la ONU señaló que es inquietante que esto haya ocurrido en un área de Sudán que se había mantenida en relativa calma con respecto a otras regiones del país, sumidas en un conflicto armado desde el pasado abril.

“Hemos recibido informes de refugiados que llegan a Chad y hablan de milicias armadas que van de casa en casa matando a hombres y niños en Ardamata”, declaró el portavoz de ACNUR, William Spindler, en rueda de prensa a los medios acreditados ante la ONU en Ginebra.

La misión de la ONU en Sudán ha indicado que está investigando las “graves violaciones de derechos humanos” perpetradas por las FAR y tribus árabes aliadas en Darfur Oriental en particular contra la comunidad masalit, una tribu africana oriunda del oeste de Sudán y del este de Chad.

El portavoz advirtió que hay reportes que indican también que miles de desplazados internos han tenido que huir de un campamento en El Geneina.

La ACNUR sostuvo que, sólo en la última semana, más de 8.000 refugiados sudaneses han huido al vecino Chad, aunque esta cifra estaría “probablemente subestimada” debido a las dificultades para registrar las nuevas llegadas.