Inicio Noticias Nacionales Analizan en la Cámara de Diputados avances de la fase piloto del...

Analizan en la Cámara de Diputados avances de la fase piloto del Sistema de Comercio de Emisiones en México

297

Participaron diputadas de la Comisión de Cambio Climático y Sostenibilidad

Necesitamos decisiones legislativas que ayuden a un futuro más promisorio: diputada Edna Díaz

 

En el primer “Taller de Sensibilización y Fortalecimiento en Materia del Sistema de Comercio de Emisiones en México”, la diputada Edna Gisel Díaz Acevedo (PRD), señaló que este espacio obedece a un fundamento legal que se encuentra en fase piloto y en proceso de implementación, ya que México tiene compromisos internacionales para reducir el 22 por ciento de sus emisiones de gases y compuestos de efecto invernadero en 2030.

 

La presidenta de la Comisión de Cambio Climático y Sostenibilidad indicó que con las reformas de 2018 a la Ley General de Cambio Climático, se estableció gradual y progresivamente un Sistema de Comercio de Emisiones como instrumento de mercado reconocido e impulsado en otras partes del mundo, para reducir emisiones de una forma medible, reportable y verificable, incentivando además la innovación tecnológica.

 

Actualmente en México, expuso, la aplicación del Sistema de Comercio de Emisiones se encuentra prevista en dos fases: la primera, como programa de prueba, con un tiempo de 36 meses, incluyendo un periodo de transición de un año hacia la fase operativa de implementación para el periodo 2022-2033.

 

Subrayó que el taller tiene el propósito de que diputadas, diputados, asesoras y asesores, “seamos advertidos de los avances y cómo han sido los pasos del país en esta fase piloto del Sistema de Comercio de Emisiones y su implementación”.

 

Otro propósito, dijo, es conocer los casos de éxito del Sistema de Comercio a nivel mundial, ejemplos de medidas ambiciosas para conseguir los objetivos pero, sobre todo, su correcta implementación como instrumentos de fijación del precio de carbono, impuestos al carbono o bien otras transacciones y compensaciones.

 

Hizo votos por que el taller sea el inicio de una serie de actividades y acciones que llevan a tomar decisiones legislativas cada vez más importantes, que ayuden a un futuro más promisorio para el país y para el planeta.

 

Participación de diputadas

 

La diputada Julieta Mejía Ibáñez (MC) expresó que sin duda este es un gran ejercicio para construir una legislación en favor del medio ambiente y del país. “Cuenten con nuestro apoyo para seguir los caminos que necesitamos; sabemos que hay toda la disposición en la Comisión de Cambio Climático para avanzar hacia una mejor legislación”.

 

Resaltó la importancia de la mitigación y adaptación al cambio climático, y recordó que en su estado, Nayarit, impulsó una iniciativa con ese propósito. Se pronunció por establecer una mayor colaboración con las organizaciones y especialistas en beneficio del medio ambiente.

 

Por Morena, la diputada Adriana Bustamante Castellanos externó su compromiso de trabajar en la defensa del medio ambiente y de los recursos naturales. Subrayó que hablar de cambio climático puede converger en diversas visiones, entendiendo que afecta los medios de vida y sostenibilidad de las comunidades indígenas, afrodescendientes, es decir “de quienes menos tienen y de las personas más pobres en todos los territorios”.

 

Cuando se habla del comercio de carbono, dijo, se puede escuchar un interesante esquema económico, pero siempre “estaremos velando porque no se vea como la comercialización de permisos para contaminar, porque eso sería un enfoque absurdo para reducir las emisiones de carbono. Nos queda claro que el mercado de carbono o reducción de emisiones de gases de efecto invernadero surge de una necesidad de tomar medidas ante la evidencia de que la actividad humana ha sido no regulada y no medida”.

 

México, único país de América Latina y el Caribe con un Sistema

 

Mauricio García Velasco, asesor senior de POLEA (Política y Legislación Ambiental), expuso que es cada vez más urgente y necesario que México fortalezca sus acciones para hacer frente a esta emergencia de cambio climático, en cumplimiento de sus compromisos pactados a nivel internacional para limitar el aumento de la temperatura media del planeta.

 

Añadió que el Sistema de Comercio de Emisiones contribuirá al cumplimiento de las metas nacionales e internacionales de reducción de emisiones de México y, con ello, evitar los efectos adversos que un aumento en la temperatura trae consigo; dichos sistemas garantizan la reducción de emisiones con el menor costo posible de una forma medible, documentada y verificable, sin vulnerar la competitividad de los sectores participantes frente a los mercados internacionales.

 

El Sistema, aseguró, permite que se límite la cantidad máxima de emisiones de gases y compuestos de efecto invernadero liberadas a la atmósfera, promueve la competitividad y el desarrollo tecnológico de las empresas e instalaciones que participan. A la fecha, dijo, en el mundo solo operan 25 Sistemas, y México se ha posicionado como el único país en toda América Latina y el Caribe que cuenta con un Sistema de Comercio de Emisiones.

 

Intervención de ponentes

 

Karina Caballero Güendulain, consejera en la Secretaría Técnica del Consejo de Cambio Climático de la Comisión Intersecretarial de Cambio Climático, expuso que el Sistema es fundamental para fortalecer la política climática de México y es un instrumento más para alcanzar la meta de un aumento no mayor de 1.5 grados, conforme a lo establecido en el Acuerdo de París.

 

Añadió que hay un importante potencial en la reducción de emisiones en los sectores industrial y eléctrico que el Sistema de Comercio de Emisiones puede mitigar. Precisó que si se quiere mitigar se debe hacer sin afectar a las empresas que pueden tener mayor riesgo y un instrumento para reducir las emisiones es con el precio al carbón.

 

Rosalía Ibarra Sarlat, del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, indicó que este tipo de Sistemas lo que busca es corregir las fallas del mercado, y el cambio climático, es la mayor falla del mercado, “lo que significa que el precio de bienes y servicios no ha reflejado, desde la época de la industrialización, los costos sociales y ambientales ligados a la contaminación y la explotación de recursos, así como otras formas de degradación ambiental”.

 

Consideró que México tiene un reto bastante grande para cumplir con los porcentajes a los que se ha comprometido; todas las contribuciones del mundo, incluidas la de México, son muy pocas y se deben incrementar. Precisó que atender el tema de cambio climático es atender un tópico de derechos humanos; por ello, “es importante tomar las acciones correspondientes, y el Sistema de Comercio de Emisiones va a ayudar a concretar, garantizar y proteger este derecho”.

 

 

Boletín de prensa