Inicio Noticias Internacional “Sean más conservadores”, dicen la ex primera ministra británica Truss y otros...

“Sean más conservadores”, dicen la ex primera ministra británica Truss y otros a su partido

116

LONDRES, 6 feb (Reuters) – Apuntando al poder judicial, los organismos no gubernamentales, los activistas climáticos, los burócratas y los internacionalistas, un grupo de conservadores de derecha ofreció el martes una solución a su debilitado partido gobernante de cara a las elecciones: ser más conservadores.

Al presentar un nuevo movimiento llamado Conservadurismo Popular, la ex primera ministra Liz Truss, el ex secretario de Estado de Empresa Jacob Rees-Mogg y otros afirmaron que había llegado el momento de escuchar a los votantes y romper lo que describen como el dominio de la izquierda en la vida pública.

Tras casi 14 años en el poder, y con los conservadores del primer ministro Rishi Sunak muy rezagados en las encuestas respecto al opositor Partido Laborista, el conglomerado se encuentra ahora inmerso en una lucha sobre cómo dar forma a su futuro, ya que los legisladores prevén un batacazo electoral en las elecciones de este año.

Con más de 50 legisladores conservadores dispuestos a dimitir, la lucha por cuál de las muchas facciones del partido gobernante se convertirá en la dominante se está intensificando.

El grupo Conservadurismo Popular, que reúne a legisladores de derecha, afirma que se trata de confiar en los valores conservadores tradicionales en cuestiones como la inmigración, el cambio climático y la regulación estatal.

“La cuestión fundamental es que durante años y años y años (…) Los conservadores no se han enfrentado a los extremistas de izquierda”, dijo Truss a un público que abarrotaba una sala de un local en el corazón de Westminster.

“Y el problema es que cuando no sabemos lo que defendemos, cuando no estamos preparados para defender los valores conservadores, ¿quién lo está?”, preguntó Truss, que ejerció el cargo de primera ministra menos de dos meses luego de que medidas de su Gobierno llevaron al hundimiento de los mercados financieros.

Culpó a sus colegas de intentar ser “populares en las cenas londinenses” en lugar de mantener lo que, según ella, son las políticas conservadoras, como acabar con la inmigración legal e ilegal, desafiar el “wokeismo” y las narrativas climáticas.

Sus palabras fueron recibidas con aplausos en la sala, pero la formación de otro grupo más no ayudará mucho a los intentos de Sunak de unir a su partido antes de las elecciones.

En repetidas ocasiones ha hecho un llamamiento a su partido para que “se una o muera”, un llamamiento que algunos han rechazado. Simon Clarke, aliado de Truss, se desmarcó el mes pasado y pidió a Sunak que dimitiera.

Pero el director de Conservadurismo Popular, Mark Littlewood, antiguo director de un centro de expertos libertario, dijo que el grupo no se había formado para influir en el liderazgo del partido, afirmando que quería que Sunak lo dirigiera en las elecciones.

Admitiendo que algunos se preguntarían “¿en qué está pensando?” al crear un grupo con popular y conservador en su título, dijo: “Creo que es un momento vital e ideal para poner en marcha esta iniciativa”.